viernes, 27 de abril de 2012

Zapatillas de running, reemplazarlas a tiempo evita lesiones


Aquellos que corren habitualmente como actividad física principal, conocen muy bien la importancia de contar con un calzado adecuado. Por ello, no solo es importante escoger unas zapatillas de running de buena calidad, teniendo en cuenta que de esta forma se evitarán ampollas, torceduras y posibles lesiones. 

Los calcetines también cumplen una importante función ya que absorben la humedad y mantienen los pies secos inclusive existen en el mercado algunos que poseen un tratamiento anti-bacterias y con un diseño anatómico que se adapta perfectamente al pie con refuerzos en las zonas donde el pie suele hacer mayor presión. 

Sin embargo, también es necesario conocer cuál es el máximo de vida útil de este tipo de calzado especial para corre, ya que con su uso pierden sobre todo la capacidad de absorción de los impactos con el que están dotadas para dar estabilidad y amortiguar los golpes. 

En ocasiones pueden desgastarse de más de un lado que de otro y esto generalmente influirá a la hora de correr, ya que el impacto en las articulaciones de piernas y pies será mayor, facilitando sufrir lesiones. 

Si bien es cierto que el desgaste de las zapatillas de running dependerá de la cantidad de kilómetros recorridos también influyen el peso corporal y el tipo de superficie donde suele practicarse esta actividad física. 

Así, un corredor con poco peso corporal logrará que su calzado para correr tenga una duración un poco mayor que otro con más peso. 

Además, si se corre por caminos en mal estado las zapatillas también se gastarán más rápidamente y será necesario cambiarlas. 

Los entendidos en el tema recomiendan cambiar las zapatillas cuando su uso alcance entre los cuatrocientos y quinientos kilómetros y para saber cuándo ocurre esto será necesario anotar la fecha de compra de las nuevas zapatillas y llevar un diario de entrenamiento con los kilómetros aproximados corridos cada día. 

Algunos cuidados extras harán que las zapatillas de correr tengan una vida más larga, entre ellos permitir que se sequen adecuadamente y de forma natural al aire libre luego de cada entrenamiento, guardarlas en un sitio seco y aireado, jamás colocarlas en bolsas cerradas o cerca de alguna fuente de calor y en lo posible tener un segundo par e ir alternándolas cada día que se practique actividad física. 

En este vídeo es posible conocer algunos consejos para comprar unas zapatillas para correr adecuadas.

0 comentarios :