sábado, 23 de mayo de 2015

Entrenamiento combinado: Correr y rutina de pesas

Muchos entrenadores personales coinciden en que correr por si solo no resulta suficiente para estar en forma. Por esa razón si además de verte mejor quieres sentirte bien y con energía, es necesario que realices un entrenamiento combinado o lo que es lo mismo correr y rutina de pesas.

Así, como mínimo el plan de entrenamiento necesita de un tiempo dedicado también a incorporar otras rutinas como por ejemplo añadir unos quince minutos de rutina de pesas después de realizar una carrera.

Si embargo, si es demasiado y no te sientes con suficiente fuerza puedes hacer la rutina de pesas en los días en que no correr, pero ten en cuenta que el beneficio de hacer ambas cosas en la misma sesión es que el ritmo cardíaco ya en marcha es capaz de maximizar los resultados positivos. 


Después de correr, tu rutina de pesas será rápida para entrenar la parte superior de tu cuerpo, realiza unas veinte flexiones básicas, diez curl de bíceps alternos con unas mancuernas de un kilo, haciendo un minuto de descanso entre cada ejercicio.

Con este tipo de entrenamiento se logra hacer un plan completo y se trata de algo simple y rápido, además al añadir resistencia se ayuda a acelerar el tiempo de recuperación reduciendo la posibilidad de sufrir lesiones.

Es necesario también tener en cuenta que el entrenamiento de fuerza con pesas para corredores debe contemplar, como clave para el éxito el trabajo de los músculos del core y tren superior.

Como efectos positivos de correr y hacer una rutina de pesas en la misma sesión o entrenamiento concurrente aumenta la pérdida de grasa corporal, además esta combinación de fuerza del tren superior y correr no afecta la fuerza, pero siempre dependerá de los objetivos que se tengan en mente.

0 comentarios :